Estilo de vida

Si quieres tener una vida más ecológica o reducir la contaminación que produces, hay varias formas de hacerlo.

Pero ¿cómo podemos ayudar a tener un entorno más ecológico? Aquí te mostramos siete maneras de cooperar:

1. Usa bombillas que ahorran energía, funcionan bien y aunque tienen un valor más elevado, será una inversión que verás reflejada mes a mes en tu cuenta de luz. “Además de todas estas medidas, apagar las luces y desenchufar los artefactos electrónicos cuando los dejamos de usar también es fundamental“, dice Samira.

2. Trata de usar tazas en el trabajo en vez de usar un vaso desechable todos los días. Si te gusta llevar algún tipo de líquido, usa una botella que perdure en el tiempo, en vez de comprar una desechable que botarás al terminar su contenido.

3. Las pilas recargables llevan años en el mercado, pero todavía hay mucha gente que sigue utilizando pilas alcalinas, que al ser desechadas son bastante tóxicas.

Para que te hagas una idea de lo importante que es cambiar este hábito, una sola pila alcalina puede contaminar 100.000 litros de agua al ser desechada. La asistente de Greenpeace nos dio una muy buena idea. “Tenemos que aprovechar de utilizar la tecnología, las cosas que se cargan a través de un puerto USB siempre son buena opción a la hora de querer ayudar con el medio ambiente”.

La tendencia hacia un mundo más sustentable va en alza. Cada uno de nosotros puede aportar un granito de arena a la ecología y de esta forma cuidar nuestro planeta. Aquí algunos datos prácticos para que contamines menos.

Fecha de consumo preferente del aceite

4. Si vas a un lugar cerca no es siempre necesario salir en auto, intenta ir en bicicleta o a pie, pues no solo estarás cuidando el medio ambiente, haciendo lo más ecológico, sino que aprovecharás de hacer ejercicio. Otra buena opción es el transporte público, que es más ecológico a que estemos todos en vehículos separados.

5. Una bolsa de plástico puede tardar 150 años en degradarse y no son tan necesarias. Trata de usar bolsas reutilizables para ir de compras, y si te van a pasar algo pequeño en una bolsa, mejor guárdalo directamente en tu cartera.

Otro de los grandes problemas de las bolsas de plástico, según Samira es que “dañan a los animales, ellos las confunden con comida”.

6. Reduce tu consumo de papel. Si no te interesa esa publicidad que están repartiendo en la calle no la recibas. Intenta que tus cuentas lleguen a tu correo electrónico. No imprimas correos a no ser que sea estrictamente necesario.

7. Separa tu basura dependiendo del punto limpio al que vayas. Lamentablemente, no todos son tan específicos, pero en la mayoría si puedes dejar botellas plásticas, papeles y cajas Tetra Pak.